domingo, 28 de marzo de 2021

Oswaldo Sánchez fue un constante en las convocatorias de la Selección Mexicana,

 Oswaldo Sánchez fue un constante en las convocatorias de la Selección Mexicana, por lo que tiene múltiples anécdotas de las concentraciones.

El exportero de Chivas reveló que fue sometido y esposado, para después terminar en la cárcel en Chicago. Todo, tras tener la música con un volumen alto.

“Después de ser Campeón con Santos, llegó una Fecha FIFA con mi amada Selección Nacional. El juego fue en el Soldier Field de Chicago, terminamos venciendo a Perú 4-0 y fui nombrado el mejor jugador del juego. Ese día, mi familia viajó conmigo para festejar el campeonato obtenido, el entrenador en turno era Jesús Ramírez y por el buen resultado nos dio la noche libre".

En el hotel, fue sometido por la seguridad, ya que no bajó el volumen de la música.